Mostrar menú secundario

El Ayuntamiento de Logroño continúa con la licitación de las obras de Vara de Rey tras la resolución favorable del Tribunal Central de Recursos Contractuales

10
Nov
2021

El Ayuntamiento de Logroño continúa con la licitación de las obras de urbanización para la intersección de las calles Vara de Rey, Duques de Nájera y Miguel Delibes, y el entorno de la Estación de Autobuses tras la resolución favorable del Tribunal Central de Recursos Contractuales conocida a última hora de hoy.

El Tribunal ha desestimado el recurso interpuesto por la Asociación de Empresarios de la Construcción, Promoción y Afines de La Rioja contra el anuncio de licitación y el Pliego de Cláusulas Administrativas Particulares de la licitación convocada por el Ayuntamiento de Logroño. La resolución es definitiva en la vía administrativa.

El Ayuntamiento de Logroño aprobó el 30 de julio la licitación del nudo de Vara de Rey. Se trata de un cruce semaforizado que permitirá dar prioridad al sentido norte-sur de la ciudad y el ramal de Duques de Nájera, entre los números 2 al 8, se transformará en una calle de prioridad peatonal. Una solución que acorta los trayectos peatonales, añade seguridad y permitirá dar prioridad al autobús urbano si en el futuro fuese necesario un carril bus.

El cruce semafórico propuesto permitirá, además, que los peatones puedan seguir recorridos directos a la vez que aumenta la seguridad de todos los usuarios de la vía. Asimismo, la regulación semafórica permite dar prioridad al sentido norte-sur en la calle Vara de Rey, que supone una arteria principal de entrada y salida de la ciudad.

El porcentaje de espacio público dedicado a peatones y zonas estanciales alcanzará el 65% de la superficie, una distribución del espacio que es coherente con los principios de la movilidad sostenible.

Una parte de esta superficie recuperada estará arbolada para mejorar las condiciones climáticas y de reducción del ruido. En este sentido, el ramal de Duques de Nájera, entre los números 2 al 8, se transformará en una calle de prioridad peatonal con plataforma única, una calle de convivencia con el paso exclusivo de vehículos para acceso a garajes, lo cual dotará a ese espacio de un carácter totalmente pacificado.

Uno de los objetivos es reducir el tráfico en este nudo a través de la reducción de su capacidad para absorber coches, sobre todo en el sentido este-oeste. Con este planteamiento, Duques de Nájera recobrará un carácter más urbano.

El objetivo del Equipo de Gobierno es transformar el eje Duques de Nájera-Lobete en una calle urbana más, desincentivando su uso como travesía este-oeste.